MALDITO MURO

Bendito lo que une, maldito lo que separa. El de Berlín cayó hace dos décadas, el de aquí lo construye Chávez desde hace ya casi once años, sembrando odios, violencia, exclusiones y divisiones que él pretende sean insalvables entre “los míos y los de ellos”. Es hora de derrumbar el muro y de unir las dos mitades. Queremos una sola Venezuela.

El Muro de Berlín, cinturón de 155 Kms. que encerró a una parte de los alemanes, fue símbolo de la Guerra Fría durante décadas. Cayó como todo mal en la historia de la humanidad; cayó junto al comunismo soviético que pretendía montar la bota militar sobre sus ciudadanos y establecer un dominio mundial, a través de dogmas políticos e ideológicos, y de poderío bélico. La caída del Muro de Berlín es, tal vez, el hecho histórico más contundente de los últimos años. Mirar hacia la momia del comunismo y simultáneamente hablar de futuro, es contradictorio y antihistórico. Cayó el muro.

Chávez multiplica problemas y divide a la gente. Nos separa, nos etiqueta, nos discrimina. El ciudadano calificado de escuálido no tiene derecho a existir, será perseguido y acorralado. No tiene derecho a trabajar en instituciones oficiales, ni a recibir una beca, a que le asignen una vivienda, a tramitar con éxito créditos del Estado o cualquier otro beneficio del gobierno que, constitucionalmente, “es de todos”, si bien en la práctica es del cogollo, ya que incluso la inmensa mayoría de los inscritos en el PSUV son también de hecho marginados de los beneficios. A quien Chávez llame escuálido será objeto de sus constantes agresiones verbales, que perse incitan a la exclusión; no podrá manifestar libremente, sus propiedades serán afectadas, para él la justicia es inexistente y los jueces deciden según la hegemónica voluntad del amo, quien aspira gobernar para siempre, según reiteró en su último Aló Presidente: “Por la revolución, por la patria, Chávez tiene que quedarse aquí”. Que no sea Chávez quien lo diga: se acerca el 26 de septiembre de 2010.

El muro de Chávez no se queda en Venezuela, porque el país resulta pequeño a su liderazgo intergaláctico. Es parte de nuestra desgracia que el Presidente se ocupe más de afuera que de adentro, que regale lo nuestro, al ser para él más importante influenciar en el exterior, que satisfacer los requerimientos populares. No le importa que nos roben y maten como a ratas, sólo piensa en el cacareado presunto magnicidio; él regala patrullas policiales a Bolivia; más grave aún, “en el Presupuesto de 2010 se reducen en 64 % las Partidas para combatir la delincuencia”. Las viviendas populares son un reclamo general, pero “el gobierno de Chávez construye dos mil casas en República Dominicana, en la provincia de Montecristi”; peor aún, “en el Presupuesto de 2010 la inversión al sector vivienda descenderá 89,7 %”. El agua y la electricidad se han convertido en un drama en Venezuela, mientras construimos plantas termoeléctricas para distintos países, y acaban de regalarse afuera $ 380 millones para el mismo propósito. Aquí nos piden rebajar el consumo, pero no se incrementa la producción de energía; más dañino aún, se reducen en “33 % los recursos para proyectos de electricidad, en el Presupuesto de 2010”.

El muro exterior de Chávez pretende llevarnos a la guerra con Colombia. Acaba de ordenar el Presidente: “Compañeros militares: prepárense para la guerra. Señores Comandantes de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, Comandante de las milicias, a formar milicianos. Estudiantes revolucionarios, mujeres, todos a defender la patria sagrada, la patria santa”. Derrumbemos este muro de separación y guerra. Venezuela quiere paz y progreso. La locura de la confrontación bélica -producto de una mente enferma y un corazón partido- no puede llevar al Ejército Libertador a salir de sus fronteras para asesinar a vecinos, o para que liquiden a los nuestros. Sus salidas han sido siempre por la libertad. Abajo el muro. Que caiga el muro de Chávez.

PACIANO PADRÓN

Telefax: (0212) 482-4569 / Celular: (0414) 328-1848

E-Mail: pacianopadron@gmail.com

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: