Dr. Escarrá en La Boyera

Por Lic. José Luis Ibarra A.

 

Habla Hermann…

 

Lo primero que hizo Hermann Escarrá fue pedir disculpas por estar realmente cansado tras sus agotadoras giras por el interior del país, anunciándonos que mañana jueves salía (sale) para España, después de su rueda de prensa en el Ateneo. Para quienes le conocemos en persona desde antes, efectivamente dejaba traslucir un profundo cansancio y de nuevo creí que ello “amortizaría” el impacto de su tan esperada presencia (de nuevo me equivocaba).

 


No voy a extenderme en todo lo que dijo (él mismo aclaró que tampoco iba a extenderse mucho…¡¡¡Pero lo que dijo bastó y sobró para arrancar fortísimos y constantes aplausos!!!), así que me iré a lo más destacado y puntual.

 

Habló de su formación cristiana, de sus estudios religiosos y de cómo “el haberse cruzado con su actual esposa le cambió el destino” (muchas risas aprobatorias y aplausos). Logró transmitirnos el profundo amor y orgullo que siente por su esposa e hijos y hasta bromeó con ellos (más risas y aplausos).
More…
Asimismo, algo muy importante, nos enseñó una gran lección de patriotismo al hablarnos de cómo él podría haber continuado con su vida “tranquila y pacífica”, como profesor e investigador (yo mismo ignoraba realmente su amplísima formación académica, de tantos estudios cursados y títulos obtenidos), pudiendo haber aceptado Hermann ofertas del extranjero para continuar con su actividad fuera del país y así pasar el resto de sus años lejos de esta convulsionada Venezuela y “a salvo”… pero… ELIGIÓ QUEDARSE Y LUCHAR, argumentando que con qué ojos podría él mañana mirar a sus hijos y decirles que no luchó por su Patria cuando ésta se lo exigió, que con qué ojos él podría mirar a sus hijos y decirles que dejó a su nación cuando ésta le brindó la oportunidad de darlo todo para intentar salvarla de esta pesadilla dictatorial.

 

Sin ínfulas, sin arrogancias chocantes, sin prepotencia incómoda, nos hizo su exposición de motivos para LUCHAR DONDE NACIÓ y por la Patria que le dio todo cuanto ha logrado… ¡¡¡Por supuesto que los aplausos no cesaban!!! (ahí noté el gran dominio escénico de Hermann Escarrá, sabiendo cuándo alzar la voz para ser escuchado por encima de los vítores y cuándo volver a retomar el hilo de su discurso sin ofender a nadie, logrando que en el lugar el “mutis” de los presentes le permitiese ser escuchado hasta en los lugares más retirados).

 

Hermann alabó las conductas y la lucha tanto de Iván Ballesteros y de Oscar Pérez como de sí mismo (le “mentaron la madre” recientemente y él le respondió con la misma vehemencia a quien le nombró a su progenitora). Fue sorpresivamente grato escucharle hablar de “Si me entran a carajazos pues carajazos les devuelvo”, criticando la actitud “de víctima” de quienes “corren a llorar” cuando los oficialistas los agreden, cuando eso es algo totalmente negativo para los oídos de la oposición. También criticó a quienes andan de “comeflores” (palabra mía, él pronunció otra que implica lo mismo) e intentado “pactar” con quien no quiere más que destruirnos a toda la oposición.

 

No debo olvidar que habló sobre el acto “simbólico” del documento que fue a entregar en una de las entidades públicas hace poco “Sólo como mera constancia histórica” pues él reconoce que “legalmente es algo nulo en manos de quienes están totalmente sometidos al régimen”.

 

Como lo prometió, “fue al grano” y nos mostró el “fajo de hojas” sobre la “reforma” y los artículos que nos arrebatarán la Libertad y la Patria para siempre… si no detenemos esta demencia colectiva cuanto antes. Así, sin extenderse más allá de lo necesario, nos fue repitiendo lo que ya antes ha explicado en el Ateneo y otros lugares, algo que la mayoría de mis lectores ya deben haber visto y escuchado en los videos que tiene Megaresistencia y que “pululan” por distintos foros.

 

El asombro de quienes hasta esta noche “vivían en la luna” (no se enteran de cuanto ocurre a su alrededor, ni de si les montan cachos o no y ni si de ya pagaron la luz para que no se las corten, etc.) fue realmente impactante. Punto a punto, los “rezagados” en enterarse de la espantosa realidad en la que ya estamos sumergidos (y que puede ahogarnos si no reaccionamos contundentemente), no dejaban de escandalizarse y hasta de reirse por lo descabellado (y cruelmente tiránico) de los artículos y -peor aún, en la exposición de motivos- donde se habla sobre algo así como que casi “establecer el reino de Dios en la tierra” lo que mayor conmoción causó.

 

Hermann no cesaba de parecer más un dentista que un abogado de tanto dejar “con la boca abierta” a los presentes, a medida que iba desenmascarando el letal veneno oculto en la reforma, donde EQTC casi pretende ser más un “cuasi-Dios” que un gobernando elegido por el pueblo y para el pueblo, para que le proporcione a éste “la mayor suma de felicidad posible” (como creo recordar que dijo Bolívar…y de quien también habló muy acertadamente el doctor Hermann Escarrá), de prosperidad y equilibrio social en DEMOCRACIA (¡Nada de ese “arroz con mango” llamado “Socialismo del Siglo XXI” que ni los mismos rojo-rojitos entienden!).

 

…y así sería de interesante, LÓGICA y convincente su explicación que por primera vez en años (que tengo asistiendo a estas reuniones en el Polideportivo de La Boyera) la gente casi que “ni pestañeó” atenta a las explicaciones…ni nadie se retiró del lugar hasta terminada la muy culta y súper bien documentada exposición.

 

Hermann también habló de la “Marcha del No Retorno” (salir a las calles para no regresar hasta haber salido de esta pesadilla) pero aclarando que “No iba a entrar a revelar detalles aquí” (en el lugar, previendo los infaltables infiltrados y “espiones” del régimen), a lo que el público de inmediato “captó la intención y el trasfondo”, estallando en aplausos aprobatorios. En este punto aclaró muy bien (refiriéndose a los militares) que no era permisible el que se fuera a masacrar a un pueblo tan sólo por ejercer su legítimo Derecho a disentir, a expresar su opinión y a LUCHAR por salvar a la Patria que ya estamos a punto de terminar de perder para siempre.

 

Igualmente dejó sentado muy claro que el asunto NO SE TRATA DE DEBATIR la reforma sino de impedirla. En esto fue tajante y muy elegante y sutilmente aludió a “la falsa oposición oportunista” (palabras mías, no de él) por estar perdiendo el tiempo y desviando la atención de lo realmente importante en estos momentos cruciales para Venezuela y su futuro y el futuro de nuestros hijos y nietos. De la misma manera habló de la PRISA que corre (tenemos los días contados) y de una “fecha aproximada en noviembre” en la cual entrar decidida y definitivamente en acción.

 

Ya finalizando el acto en La Boyera…

 

Para quienes Dios nos ha permitido adquirir un poco de cultura, educación y formación académica y personal “alguito por encima del promedio”, nos fue realmente placentero el escuchar el indiscutible amplio conocimiento de distintas áreas (especialmente historia, literatura y derecho) que nos brindó el Dr. Hermann Escarrá a lo largo de su mensaje.

 

Lo principal es el aliento que nos dio a los presentes y la motivación para “luchar aún más allá de nuestras propias fuerzas y vida” para “darlo todo por la Patria”, especialmente en los días que están por venir de ahora en adelante.
Y lo mejor de todo es que (me recordó la palabras de Jesús) nos pidió a todos los asistentes que “propagáramos el mensaje por doquier”, retransmitiendo lo que él acababa de transmitirnos si realmente estábamos convencidos de la Verdad de sus palabras (aquí vale acotar algo -que le reconozco como un gesto de humildad- que dijo al iniciar su exposición sobre que él no era ni perfecto ni se consideraba ningún “gran orador”).

 

Nos pidió, a todos los que puedan, que este jueves 20 de septiembre asistiéramos al acto que a las 10:30 de la mañana va a realizar en el Ateneo y que mayormente será dirigido a los militares.

 

Creo que casi el 99 % de los que asistimos aún permanecíamos allí cuando el profesor Naudy Suárez nos pidió cantar el Himno Nacional… y creo también que más de uno lo hicimos con verdadera emoción patria en quién sabe Dios cuántos años.

 

A la salida…
Nos topamos con el militante de Copei a quien recientemente intentaron abusivamente unos militares ponerle presos a sus hijos, de quien -según entendí- uno de ellos es graduado Summa Cum Laudem e imputándoles delitos que no habían cometido y para colmo con sentencias de hasta ocho o más años de cárcel. Si no me equivoco, este hecho fue en el este capitalino. Gracias a Dios el amigo logró rescatar a sus hijos (pero la rabia queda por dentro).

 

Éramos de los últimos en irnos (señora cuaima y este humilde “escribidor”) cuando avistamos a Iván Ballesteros y le tocamos varios temas, entre estos el de la carta de Robert Alonso poniendo en tela de juicio la integridad de la actual lucha de Hermann Escarrá. Iván nos comentó que él también había leído la misiva de Robert Alonso y que mañana (este jueves) le llamaría para hablar con él. Le hice repetir a Iván (amistosamente y medio en chanza) mi slogan de hace tantos años:

 

“Más vale 1 mes de guarimba que 100 años de tiranía”
… el amigo Ballesteros me lo repitió en clara señal de haberme escuchado. Le pedí que por favor no olvidara entrevistar y tomar muy en cuenta a otros dos “titanes” de esta lucha contra el castro-comunismo: Alejandro Peña Esclusa (de Fuerza Solidaria, antes Bloque Democrático) y el Dr. Ezequiel Zamora… me dijo que lo tendría muy presente y se introdujo en su carro.

 

…Y hasta aquí me trajo el río por hoy (quedé agotado pero creo que valió la pena, ya mañana pondré varios despertadores para poder madrugar).

 

GRACIAS por soportarme todos estos años.

 

DIFUNDE este correo a quien consideres que pudiera serle de alguna utilidad.

 

He ejercido mi sagrado derecho a la Libertad de Expresión por este medio universal y libre que es Internet (donde puedo decir hasta misa, si consigo quien me la oiga), sin obligar a nadie a comulgar con mis ideas (como hace el régimen) ni a leerme hasta aquí.

 

Se les quiere.

 

Lic. José Luis Ibarra A.
Comunicador Social

 

P.D.: Me olvidaba decirles que nos “recitó de memoria” el artículo 333, en cual es un DEBER el defender la actual constitución (sorry el olvido, ya estoy agotado)

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: